Barítono y violinista en el Hotel Usategieta, 2019-07-27

Un dúo formado por un barítono y un violinista ha puesto la música de una ceremonia civil que ha tenido lugar en el Hotel Usategieta de Oiartzun.

Se trataba de la celebración de unas bodas de plata.

Una ceremonia muy especial, organizada por la cuadrilla de amigos de los novios. 

More...

2019-07-27 BARÍTONO Y VIOLÍN - SOTTO VOCE - BODAS DE PLATA

La emoción y la ilusión han sido los protagonistas de este evento.

Después de dos días de auténticos diluvios, el día ha amanecido con la misma climatología.

Teniendo en cuenta que, en un principio, la ceremonia y el cocktail se iban a celebrar en el jardín de la residencia de los homenajeados, la improvisación ha imperado.

Durante la mañana se ha decidido que no se hacía en el jardín de la casa, sino en el Hotel Usategieta, donde iba a tener lugar el banquete.

Trabajo a destajo por parte de los amigos, que han decorado un salón del hotel con sencillez pero con un gusto exquisito.

Y nosotros también hemos tenido que improvisar...

El repertorio

Para empezar, hemos tenido que modificar los horarios previstos, con los consiguientes "daños colaterales".

Pero el repertorio, o más bien su interpretación, también han sufrido modificaciones de última hora.

Una de las personas que iba a hacer una lectura, en el último momento no lo ha hecho. 

Por ello, una obra que teníamos que tocar a violín solo como música de fondo, la hemos interpretado a dúo el barítono y el violín.​

¡Menos mal que tenemos recursos...! Y que siempre ensayamos el "por si acaso".

En la entrada de los novios hemos interpretado el Ave Maria de Schubert.

Durante una lectura, y como música de fondo a violín solo, la canción Quisiera parar el tiempo de Maki.

Después, esta es la improvisación que hemos hecho, Corazón partío, de Alejandro Sanz.

Siempre es una incógnita cómo recibirán una canción tan conocida en una versión lírica cantada por un barítono.

Desde luego, las lágrimas de emoción que se veían durante la interpretación no dejaban lugar a dudas.

Para finalizar la ceremonia hemos interpretado Hasta mi final, popularizada por Il Divo.

Y durante la salida My Way, que tan famosa hizo Frank Sinatra.

Barítono y violín, la agrupación elegida

Nunca habíamos trabajado anteriormente con esta agrupación y, la verdad, funciona.

La voz del barítono empasta perfectamente con el sonido del violín.

Además, hemos tenido la suerte de actuar en un espacio con una buena acústica. por lo que no hemos tenido que utilizar ningún equipo de amplificación.

Aunque lo hemos llevado.

Otro "por si acaso".

Los invitados y los homenajeados, muy emocionados con la ceremonia.

Nosotros, contentos por el trabajo realizado.

Es digno de mencionar el esfuerzo y la ilusión de los amigos para que todo fuera perfecto. 

Y, hay que reconocerlo, sin ellos no hubiera sido posible.

Ahí se han quedado, celebrándolo... 

Muy merecidamente.

Si estás interesado en nuestros servicios o necesitas más información, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Te atenderemos encantados.

¿Lo compartes?
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook

Deja un comentario