Trompa y trío de cuerda en Pamplona, 2019-06-29

Hoy hemos estrenado agrupación, un trío de cuerda con la colaboración de una trompa, y el resultado ha sido inmejorable.

Solamente por eso, la boda de hoy debería quedar en el recuerdo de Sotto Voce. Aunque el calor que hemos tenido que sufrir durante el cocktail, unos 40º de temperatura, ha sido lo que ha marcado la jornada.

En plena ola de calor que está azotando toda la península, nos hemos acercado a Pamplona para tocar en la ceremonia religiosa y en el cocktail de una boda.

More...

2019-06-29 trompa y trío de cuerda SOTTO VOCE en Pamplona

Nuria y Tolo han elegido Pamplona para casarse, más concretamente el Convento de las Josefinas, construido en 1895 y ubicado junto al puente de la Magdalena, el segundo puente más antiguo de Pamplona.

Es en la iglesia del convento donde se ha celebrado la ceremonia religiosa en la que hemos participado.

El repertorio de la ceremonia

Un repertorio clásico, con pinceladas de música vasca.

  • Entrada de la novia: Nere herriko neskatxa maite (B. Lertxundi)
  • Lecturas: Hallelujah (L. Cohen)
  • Ofertorio: Preludio de la Suite nº 1 en Sol Mayor (J.S. Bach)
  • Padre Nuestro: Gure Aita
  • Comunión: Goizian argi hastian (B. Lertxundi)
  • Firmas: Arrival of the Queen of Sheba (J.F. Haendel)
  • Salida: La Rejouissance (J.F. Haendel)

Estas "pinceladas" se deben a que la novia es donostiarra, el novio menorquín, y ha querido que hubiese música vasca en la ceremonia.

El Preludio de la Suite nº 1 para violonchelo solo lo hemos hecho con acompañamiento, un arreglo propio de Sotto Voce.

Bueno, como todos, porque el hecho de introducir la trompa en las obra ha supuesto un trabajo extra que ha habido que hacer.

El cocktail

A 200 metros del convento, se encuentran las huertas de La Magdalena.

En la finca ubicada en las mismas es donde los invitados iban a celebrar el banquete y donde nosotros hemos participado durante el cocktail de bienvenida.

Bajo una sombrilla, pero sin poder evitar el sofocante calor, hemos interpretado un repertorio basado en piezas clásicas y una selección de canciones vascas.

Además, hemos podido disfrutar de algunos canapés servidos por el servicio de catering... y alguna que otra cerveza...

¡Que hacía mucho calor!

La trompa se ha unido a la cuerda

Joanna, gran trompista y amiga, es la que nos ha invitado a participar en esta boda por la amistad que le une a la madre de la novia.

Por ello, hemos querido que la trompa estuviera presente por lo menos durante la ceremonia.

El resultado no ha podido ser mejor. 

Gracias a la calidad de Joanna como instrumentista la integración de la trompa en la agrupacción ha sido perfecta.

La cuerda ha estado representada por dos violines y un violonchelo.

Y lo mejor del día, sin duda alguna, ha sido lo bien que lo hemos pasado. 

¡Ambientazo!

Si estás interesado en nuestros servicios o necesitas más información, no dudes en ponerte en contacto con nosotros. Te atenderemos encantados.

¿Lo compartes?
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on Facebook
Facebook

Deja un comentario